El encantador barrio de Londres fue la inspiración para los nuevos ladrillitos de Portobello. Chelsea siempre fue un importante centro cultural y hoy abriga un vibrante estilo de vida, con galerías, tiendas y opciones de gastronomía, distribuidas entre la arquitectura contemporánea y los edificios históricos, pero sin abrir mano del mood nostálgico de las antiguas villas de la era Vitoriana.

La línea Chelsea reinterpreta los famosos bricks, con textura rústica, formatos contemporáneos y espesores diferentes, creando relieves y proporcionando superficies únicas. Solución atemporal para ambientes internos y externos. Conoce Más

Donde comprar Portobello Shop